REGLAMENTO DE LEY REGULADORA DE LAS ORGANIZACIONES PRIVADAS  DE DESARROLLO QUE SE DEDICAN A ACTIVIDADES  FINANCIERAS

TÍTULO  I 

DISPOSICIONES  GENERALES

CAPÍTULO  I 

DE LOS ALCANCES DEL REGLAMENTO, DEFINICIONES Y ABREVIATURAS

Artículo 1:    El presente Reglamento tiene por objeto establecer las normas complementarias necesarias para la debida aplicación de la Ley Reguladora de las Organizaciones Privadas de Desarrollo que se dedican a Actividades Financieras hacia la micro y pequeña empresa, contenida en el Decreto Legislativo número 229-2000 del 1 de noviembre del año 2000, vigente a partir del 23 de febrero del año 2001. 

Artículo 2:     Las  Organizaciones Privadas de Desarrollo Financieras (OPDF) se regirán por los preceptos de su Ley, este Reglamento, el Código Civil, en cuanto se trata  de una persona jurídica sin fines de lucro, sus Estatutos y en su defecto por las demás leyes vigentes en la República.

Artículo 3:    Cuando en el texto de este Reglamento se empleen los siguientes términos y/o abreviaturas tendrán los significados que a continuación se expresan:

a)     LA LEY: La   Ley   Reguladora   de   las   Organizaciones  Privadas de Desarrollo que se dedican a Actividades Financieras, Decreto No. 229-2000.

b)     OPD: Organización Privada de Desarrollo.

c)  OPDF:  Organización Privada de Desarrollo Financiera, que se dedica al financiamiento de la micro y pequeña empresa.

d)  CNBS:     Comisión Nacional de Bancos y Seguros.

e)  ESTATUTOS: Los  Estatutos de cada OPDF.

Artículo 4: Toda OPDF para acogerse a la Ley deberá especializarse en    proporcionar  exclusivamente servicios financieros para la micro y pequeña empresa autorizados por el artículo 38 de la Ley.  Las OPD que al entrar en vigencia el presente Reglamento , proporcionen a las micro y pequeñas empresas servicios financieros, conjuntamente con otros servicios no financieros o relacionados con la actividad micro financiera, deberán separarlos  jurídica y funcionalmente, presentando un plan de ajuste para adecuar sus operaciones dentro del tiempo que falte por transcurrir el plazo señalado por la Ley.

Artículo 5:    Las OPDF podrán realizar operaciones de primer nivel o de segundo nivel. Se definirán como OPDF de primer o segundo nivel de acuerdo a lo que indican los numerales 7) y 8) del artículo 4 de la Ley.

TÍTULO II

CAPÍTULO I:

 DE LA  CONSTITUCIÓN Y PERSONALIDAD 

Artículo 6:     Para  proceder a la constitución de una  OPDF  de  primer  o segundo nivel, se requiere que haya como mínimo cinco asociados fundadores que podrán ser personas naturales o jurídicas, nacionales o extranjeras,  y deberán reunir los requisitos contemplados en el artículo 6 de la Ley.

Artículo 7:    La   denominación   social  de  las  Organizaciones  Privadas  de  Desarrollo Financieras se formará libremente, deberá ser  distinta a la de cualquier otra existente, e irá inmediatamente seguida de las siglas OPDF.

Artículo 8: Las OPDF podrán establecer sucursales, agencias u otros medios de prestación de servicios financieros autorizados por la Ley en cualquier lugar de la República, previa comunicación  a la CNBS, la que tendrá la facultad de objetar la apertura de nuevas oficinas, en caso que la posición financiera de la OPDF no sea favorable. 

Artículo 9:    El acta constitutiva de una OPDF se consignará en documento público o  privado, y deberá contener:

a)     Lugar y fecha de la celebración de la asamblea general de constitución.

b)     Nombre, nacionalidad, y domicilio de las personas físicas o jurídicas que constituyan la OPDF.

c)     La finalidad de la Organización.

d)     La denominación.

e)     El domicilio.

f)       Su duración o la declaración expresa de constituirse por tiempo indefinido.

g)     El monto total del patrimonio que se aporta y el monto de la aportación patrimonial de cada asociado con indicación de su valor en dinero o en otros bienes  y el valor atribuido a  éstos.

h)     La trascripción de los estatutos que se aprueben en el acto fundacional.

i)        Las firmas autógrafas de los fundadores o sus representantes.

j)       La conformación de una directiva provisional que se encargará de efectuar los trámites para obtener la personalidad jurídica y de administrar el patrimonio aportado.

Artículo 10:  Los   Estatutos   de  toda  OPDF  deberán  ser  aprobados  por  la  Asamblea General Constitutiva  y deberán contener:

a)     La denominación social.

b)     El domicilio.

c)     Fines y objetivos.

d)     Las obligaciones y derechos de los asociados.

e)     La forma en que ha de administrarse y las atribuciones de los diferentes órganos.

f)       El  patrimonio inicial y la forma de modificarlo.

g)     Las regulaciones para el ejercicio de voto.

h)     Las regulaciones para la celebración de Asamblea General, que podrán ser ordinarias y extraordinarias en razón de su contenido.

i)        Otras disposiciones que se consideren necesarias para la adecuada organización, dirección y administración de la OPDF.

Artículo 11:  La  solicitud  de  la  personalidad jurídica o de transformación de OPD en OPDF, se presentará ante la Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia, la cual solicitará dictamen previo de la Comisión Nacional de Bancos y Seguros y  resolverá la solicitud dentro de los sesenta días siguientes a la presentación de la documentación ordenada por la Ley en su Artículo 8.

En la resolución en que se apruebe la personalidad jurídica, la Secretaría de Gobernación y Justicia fijará el plazo en que la OPDF deberá iniciar operaciones y ordenará su registro en la Comisión Nacional de Bancos y Seguros (CNBS).

La modificación de los estatutos requerirá autorización de la Secretaría de Gobernación y Justicia, previo dictamen de la Comisión Nacional de Bancos y Seguros.

Artículo 12:   Con la solicitud de personalidad jurídica o de transformación de OPD en OPDF deberá acompañarse:

a)     Una certificación del acta fundacional o de transformación en su caso debidamente protocolizada y copia  de los documentos que se relacionen en  aquella.

b)     Certificación de los Estatutos aprobados.

c)     Documentos que acrediten el patrimonio.

d)     Hojas de vida de los socios fundadores,  miembros de la Junta Directiva y principales funcionarios, acompañados de la documentación personal y constancia de no tener juicios pendientes con la justicia, extendida por los juzgados de su domicilio.

e)     Estudio técnico económico de la viabilidad de la organización.

f)       Cualquier otra información que amerite el análisis de la solicitud.

Artículo 13:  Para que una organización extranjera, organizada como institución sin fines de lucro bajo las leyes de otro país, realice actividades propias de una OPDF en Honduras, deberá cumplir los siguientes requisitos:

a)     Tener permanentemente en el país cuando menos un representante con amplias facultades para realizar todos los actos y negocios jurídicos que hayan de celebrarse y surtir efectos en el territorio nacional.

b)     Contar con la experiencia para desarrollar programas de micro finanzas; 

c)     Declarar que queda sujeta a los requisitos establecidos en la Ley y este Reglamento para las operaciones que realice en el territorio nacional.

d)     Cumplir con las demás exigencias complementarias que establezca el organismo encargado de dictaminar sobre la solicitud.

Además, deberá acreditar que de acuerdo con las leyes de su país puede operar  en Honduras, y solicitar la autorización correspondiente para su funcionamiento ante la Secretaría de Gobernación y Justicia, debiendo cumplir con los requisitos establecidos por la ley y este Reglamento y  declarar sometimiento a la legislación nacional.

Artículo 14: Un extracto de la certificación de la personalidad jurídica  y los estatutos, deberá publicarse en un diario de circulación nacional y en el Diario Oficial  “LA GACETA”.

CAPÍTULO  II

PATRIMONIO

Artículo 15:  El Certificado de Aportación es el documento que acredita la aportación pagada por el socio fundador y de los asociados que se vinculen posteriormente, los mismos deberán ser de un valor nominal de L.100.00 o de sus múltiplos y deberá contener:

a)     La denominación, domicilio y duración de la organización, o la decisión expresa de haberse constituido por tiempo indefinido.

b)     La fecha de la aprobación de sus estatutos, y la fecha de publicación en el Diario Oficial “La Gaceta”.

c)     El nombre del titular del certificado.

d)     El valor nominal de los certificados.

e)     Número del certificado o del certificado provisional.

f)       Los principales derechos y obligaciones del tenedor del certificado y,  en su caso, las limitaciones del derecho a voto, y

g)     La firma de los administradores que conforme a sus estatutos deban suscribir el documento.

Artículo 16:      Las aportaciones que se establezcan para los asociados podrán ser de carácter obligatorio y voluntario.

Artículo 17:  Los certificados de aportaciones darán a sus tenedores el derecho de voz y voto de acuerdo con lo establecido en los estatutos de la organización, de igual forma podrá establecer el tratamiento del capital en cuanto a los límites de tenencia, otros derechos y obligaciones, así como el procedimiento de transferencia.

CAPÍTULO  III

ADMINISTRACIÓN Y VIGILANCIA

Artículo 18:  La  Asamblea  General  Ordinaria se reunirá dentro de los primeros   tres (3) meses siguientes al cierre de cada ejercicio económico, y tratará de los siguientes asuntos:

a)     Conocer los Estados financieros del último ejercicio económico, después de oído el dictamen de la Junta de Vigilancia y adoptar con respecto a los mismos las medidas que juzgue oportunas.

b)     En su caso, elegir o sustituir a los miembros de la Junta Directiva y de la Junta de Vigilancia.

c)     Aprobar el Plan Operativo Anual y el Presupuesto de la Organización.

Artículo 19: La Asamblea General  Extraordinaria se reunirá en cualquier tiempo  para tratar entre otros, los siguientes asuntos:

a)     Modificación de los Estatutos.

b)     La fusión o disolución de la organización.

c)     Los demás que establezcan los Estatutos.

Artículo 20:   Las  Asambleas Generales Ordinarias o Extraordinarias deberán  ser convocadas  por el Presidente de la Junta Directiva con un plazo no menor de 15 días de anticipación, mediante notas directas a los asociados y por  aviso que deberá publicarse en al menos uno de los diarios de mayor circulación del país.

Artículo 21:  El quórum para la instalación de  cualquier  Asamblea  General  y  las votaciones requeridas para la validez de las resoluciones, serán determinados por los estatutos.

Artículo 22:  La  Junta Directiva estará integrada de acuerdo con el artículo 19 de la Ley y conforme lo dispongan los Estatutos. Los miembros de la Junta Directiva podrán ser asociados o personas ajenas a la organización, electos por el quórum establecido por los Estatutos los que durarán en sus funciones el tiempo establecido en los mismos.

No podrán ser miembros de la Junta Directiva:

a)     Los deudores morosos de las OPDF y aquellos cuyas obligaciones hubiesen sido absorbidas como pérdidas por cualquier Institución Financiera autorizada o por Organización Privada de Desarrollo, que se dedique a actividades Financieras.

b)     Los concursados, fallidos o quebrados, mientras no hayan sido rehabilitados y los que tengan juicios pendientes de quiebra; así como quienes sean absoluta o relativamente incapaces; y,

c)     Quienes hayan sido condenados por delitos que impliquen falta de probidad.

El gerente de la OPDF asistirá a las reuniones con voz pero sin voto.  Previo a su posesión de los cargos directivos, sus integrantes deberán recibir una orientación sobre sus funciones, la situación económica y actividades que desarrolla la OPDF.  La Junta Directiva se reunirá con la frecuencia que dispongan los estatutos y en donde también se establecerá los quórum de presencia y votación.

Artículo 23: La Junta Directiva tendrá las siguientes funciones:

a)     La dirección superior de las operaciones de la organización.

b)     Aprobar las políticas y los reglamentos necesarios para la buena marcha de la organización.

c)     Nombrar y remover al Gerente así como determinar su remuneración; nombrar a los demás funcionarios que establezcan los Estatutos.

d)     Convocar a  la Asamblea General Ordinaria y Extraordinaria y presentar los informes financieros, de Junta de Vigilancia y Auditoría Externa.

e)     Determinar los límites de crédito que aprobarán los comités de crédito,  el Gerente u otros  funcionarios de la organización.

f)       Resolver las solicitudes de crédito que se haya reservado para su competencia.

g)     Aprobar las tasas y comisiones que habrán de aplicarse a las operaciones  activas y pasivas de la organización.

h)     Aprobar el  Proyecto de  presupuesto anual de la organización.

i)        Aprobar la apertura de oficinas en los diferentes lugares del país.

j)       Autorizar la apertura y cancelación de cuentas bancarias y las firmas autorizadas para su manejo.

k)      Contratar la auditoria externa.

l)        Conocer sobre los informes de la Junta de Vigilancia, las auditorías internas y externas, así como los informes de supervisión que en su caso emita la CNBS o La Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia, y adoptar las medidas pertinentes.

m)    Los demás que señalen los Estatutos.

n)     Calificar la caución que rendirá el Gerente de la OPDF.

Los Directivos que participaren en las decisiones serán solidariamente responsables a menos que hubiesen salvado su voto.

Artículo 24:  El Gerente deberá ser una persona de reconocida  probidad y  con experiencia económica, financiera y afines, dedicará toda su actividad al servicio de la organización.

Artículo 25:  Son atribuciones del Gerente: 

a)     Dirigir la ejecución de las operaciones de la organización de acuerdo con la ley y su reglamento; así como las demás Leyes del país y de los reglamentos internos de la organización y acuerdos de la Junta Directiva.

b)     Rendir informe a la Junta Directiva sobre la marcha de la organización con la periodicidad que ésta establezca.

c)     Nombrar y remover los empleados de la organización, con excepción de los funcionarios cuyo nombramiento corresponde a la Junta Directiva.

d)     Actuar como representante legal de la organización, conforme el poder que le confiera la Junta Directiva por medio de su  Presidente.

e)     Delegar o revocar funciones asignadas a otros funcionarios de la OPDF.

f)       Someter anualmente a la Junta Directiva el proyecto de presupuesto, los estados financieros y memoria de la organización.

g)     Ejercer las demás funciones inherentes al cargo de conformidad con la Ley, su reglamento, los estatutos y los acuerdos de la Junta Directiva.                                         

Artículo 26:  El monto de  la  caución  que rendirá el Gerente  será equivalente al veinte por ciento del promedio mensual de los ingresos financieros de la organización. En todo caso la caución no podrá ser inferior  a L.50,000.00 ni superior a L.500,000.00 para una OPDF de primer nivel, ni inferior a L.100,000.00 ni superior a L.1,000,000.00 para una OPDF de segundo nivel. Los respectivos montos de caución serán actualizados cada dos años.

Artículo 27:   La caución que deberá rendir el Gerente podrá ser cualquiera de las siguientes:

a)     Primera hipoteca sobre bienes inmuebles situados en el territorio nacional.

b)     Depósito de dinero en la organización o en una institución financiera autorizada por ésta.

c)     Prenda sobre acciones y obligaciones de sociedades anónimas de buena situación financiera o sobre bonos u otros títulos emitidos o garantizados por el Estado.

d)     Garantía de fidelidad emitida por aseguradoras u otras instituciones autorizadas para ello.

e)     Garantía personal con o sin fianza solidaria de personas de reconocida solvencia económica.

Artículo 28:  Se  podrá  aceptar como caución segunda o posterior hipoteca  sobre bienes inmuebles, previa la autorización de quien tiene a su favor la primera hipoteca,  y siempre que el valor de los bienes, dictaminado por un periodo evaluador independiente, cubra suficientemente todos los gravámenes, incluyendo el de la caución otorgada a la organización.

Artículo 29:  No se aceptará hipoteca sobre los  bienes  pro  indiviso  a  menos  que concurra el consentimiento de todos los condueños para hipotecar todo el bien común.

Artículo 30:  Las acciones u otras obligaciones emitidas por sociedades  anónimas se aceptarán por su valor nominal.

Artículo 31:  Los bonos u otros títulos emitidos por el Estado se aceptarán por su valor nominal.

Artículo 32:  La organización en ningún caso asumirá el pago de gastos en que incurra el Gerente para rendir la caución.

Artículo 33:  La  Junta  de  Vigilancia  estará conformada  según  lo  dispone  la Ley, y será elegida por el periodo que establezcan los estatutos.   La Junta de Vigilancia sesionará una vez al mes o cuantas veces la convoque  el Presidente de la misma o la mayoría de sus integrantes.

Artículo 34: La función fiscalizadora de la Junta  de  Vigilancia  puede ser complementada o auxiliada por los siguientes organismos:

a)     El organismo de fiscalización que se cree de conformidad al artículo 29 de la Ley.

b)     La Auditoría Interna.

c)     La Auditoría Externa.

d)     Comisiones específicas nombradas por la Asamblea General, a propuesta de la Junta de Vigilancia.

e)     En forma indirecta por la CNBS a través del registro y control  de las auditorías y supervisiones externas.

f)       Las Secretarías de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia.

Artículo 35: Para dar cumplimiento a las facultades establecidas en la Ley,  la Junta de Vigilancia deberá:

a)     Verificar el cumplimiento de los acuerdos, reglamentos y políticas definidas por la OPDF.

b)     Asegurar el cumplimiento de las recomendaciones provenientes de los informes elaborados por la auditoría  interna y de las firmas de auditores externos, conforme al artículo 40 de la Ley, así como de las recomendaciones que haga la CNBS o La Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia.

c)     Plantear por escrito a la Junta Directiva observaciones irregulares que identifique sobre el manejo de la OPDF.

Artículo 36:  La Junta  de Vigilancia  presentará  oportunamente  a  la Junta Directiva su presupuesto anual de gastos para que se consigne en el presupuesto general de la organización,  una vez aprobado o modificado.

CAPÍTULO IV

INTEGRACIÓN, FUSIÓN, DISOLUCIÓN Y LIQUIDACIÓN

Artículo 37:  Las  asociaciones  o  federaciones  de  que  formen parte las OPDF, tendrán exclusivamente carácter gremial o asociativo, en ningún caso podrán efectuar las operaciones financieras autorizadas para las OPDF de primer o segundo nivel.

Artículo 38:    Hay  fusión  de  OPDF  cuando  dos  o  más  organizaciones  integran una nueva o cuando una ya existente absorbe a otra u otras.  La   nueva   organización   adquiere   la   titularidad   de   los   derechos  y  obligaciones  de  las organizaciones disueltas o absorbidas. La fusión solo podrá darse entre la OPDF  del mismo nivel.

El plan de fusión aprobado por la Asamblea a que se refiere el artículo 36 de la Ley y el plan para la cancelación de pasivos, deberá publicarse por una sola vez, junto con el último balance, en dos (2) diarios de amplia circulación nacional.

Artículo 39: Una OPDF estará sujeta a liquidación en el caso de no tener la solvencia necesaria para continuar operando o que la seguridad de sus ahorrantes u otros acreedores esté en situación de riesgo. En tal caso, se podrá exigir la disolución y autoliquidación de una OPDF, la cual se ejecutará en los plazos que determine la CNBS.

Artículo 40: La liquidación de una OPDF estará a cargo de un liquidador, dicho proceso se sujetará a un plan de liquidación aprobado previamente por la CNBS, el cual podrá efectuarse por medio de transferencia de activos y depósitos mediante subasta, donde los participantes serán otras OPDF calificadas por la CNBS, las que deberán cumplir requisitos de solvencia, liquidez y demás indicadores establecidos. Asimismo, una OPDF podrá solicitar su liquidación en forma voluntaria debido al acuerdo de cese de operaciones adoptado en la Asamblea General de Asociados, para lo cual deberá presentar ante la CNBS el respectivo plan de liquidación de operación, el que no podrá exceder de un plazo máximo de doce (12) meses, contados a partir de su aprobación y, posteriormente el liquidador solicitará ante la Secretaría de Estado en los Gobernación y Justicia la cancelación de la personalidad jurídica, acompañando el balance final de cierre de operaciones con los documentos  de soporte.

TÍTULO III

CAPÍTULO I

DE LAS OPERACIONES

Artículo 41:  Las OPDF podrán conceder créditos en moneda nacional o extranjera, con garantías hipotecarias, prendarías o fiduciarias, de acuerdo con las regulaciones establecidas en el Reglamento de crédito aprobado por la Junta Directiva.

Artículo 42:  Para  efecto  de  establecer  la  capacidad  de endeudamiento externo de las OPDF de acuerdo con los porcentajes sobre el patrimonio establecido en el numeral 2 del artículo 38 de la Ley, deberán considerarse las operaciones  de crédito realizadas  en moneda extranjera convertida a dólares de los Estados Unidos de América al tipo actual de cambio en los mercados financieros internacionales. Las operaciones en moneda extranjera estarán sujetas a las disposiciones que emita la autoridad monetaria en materia de endeudamiento externo. 

Artículo 43:  Los  depósitos de ahorro y a plazo fijo que capten las OPDF estarán sujetos al mantenimiento de las reservas u otros valores equivalentes que garanticen la oportuna devolución de los mismos a los depositantes, en inversiones líquidas, mantenidas en instituciones que garanticen seguridad y rentabilidad. Estas reservas estarán sujetas a la norma que establezca el manual de supervisión a que se refiere el artículo 40 de la Ley.

Artículo 44:  Los activos de las OPDF quedan afectos prioritariamente  a  la devolución de los depósitos de ahorro y a plazo fijo, a favor de terceros no asociados.

Artículo 45:  Los  depósitos  de ahorro y plazo fijo devengarán intereses a las tasas que fije la Junta Directiva, las que serán de aplicación general, en consideración a proporcionar un adecuado rendimiento para los depositantes. Estos tipos de interés deberán ser puestos en conocimiento del público mediante avisos visibles colocados en todas las oficinas de la organización.

En los estatutos se podrá contemplar los casos en que los instrumentos de inversión de los asociados devengarán los intereses que fije la Junta Directiva.

Artículo 46:  Los depósitos de ahorro serán retirables a la vista  y se comprobarán con las anotaciones en una libreta, talonario o registro especial que las OPDF proporcionarán gratuitamente a los depositantes, y en los cuales se consignarán las condiciones generales que ha aprobado la Junta Directiva para los depósitos de ahorro.

Artículo 47:  El depósito a plazo fijo se documentará  mediante  la  emisión  de  un certificado de depósito nominativo y no negociable, en el cual se consignarán las condiciones del depósito.  Con base al numeral 2 del artículo 38 de la Ley, las OPDF podrán emitir títulos valores que le permita el financiamiento de sus programas de crédito y su registro en las bolsas nacionales o internacionales debidamente supervisadas por autoridad estatal.

Artículo 48:  En el manejo de fondos especiales que autoriza el numeral 4) del artículo 38 de la Ley, las OPDF deberán obrar con apego estricto al convenio que lo constituya, siendo responsable de las pérdidas que sufran dichos fondos  por la culpa o negligencia de sus administradores.

CAPÍTULO II

OBLIGACIONES  

Artículo 49: La firma auditora externa prevista en el numeral 2) del artículo No. 39 de la Ley, deberá ser seleccionada por la Junta de Vigilancia y contratada por la Junta Directiva. 

Artículo 50:  La  inspección  anual prevista en el numeral 3) del artículo 39 de la Ley comprenderá básicamente las siguientes evaluaciones conforme a las normas prudenciales emitidas oportunamente por la CNBS o por la Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia:

a)     Suficiencia de capital.

b)     Calidad de los activos, especialmente la cartera de créditos y las inversiones financieras.

c)     Eficiencia de la administración.

d)     Capacidad para producir ingresos suficientes para cubrir los costos financieros y operativos, así como las provisiones y el mantenimiento del patrimonio.

e)     Capacidad para responder a la devolución de los depósitos.

f)      Otras normas que estime conveniente de acuerdo a los estándares internacionales de la industria de las microfinanzas.

Artículo 51:  La verificación y seguimiento que deberá realizar la CNBS de acuerdo al artículo 40 de la Ley, comprenderá:

a)     Verificar la calidad de las auditorías externas e inspecciones realizadas y la adopción de las recomendaciones contenidas en los informes.

b)     La CNBS, podrá realizar inspecciones in situ, si el caso lo amerita, a efectos de verificación y seguimiento de los Estados Financieros, así como del cumplimiento de las recomendaciones provenientes de los Auditores Externos y de la misma CNBS.

Artículo 52: Toda OPDF que realice actividades de primer piso, cuyo capital sea igual o mayor a los diez millones de lempiras, deberá ejercer control de sus operaciones mediante los servicios de un auditor interno, nombrado por la  Asamblea General, quien tendrá las siguientes funciones:

a)     Vigilar el adecuado funcionamiento de los sistemas de control interno y de gestión de riesgo.

b)     Velar por la adecuada administración de los activos financieros en especial la cartera de crédito.

c)     En general velar porque las operaciones de la institución se apeguen estrictamente a la Ley, este Reglamento, los Estatutos, las Normas emitidas por la Junta Directiva y los manuales de Supervisión de la CNBS, así como de las disposiciones que para tales efectos emita la Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia.

d)     Firmar los estados financieros conjuntamente con el Gerente General y el Contador.

e)     Presentar a la Junta Directiva por lo menos trimestralmente y cuando la misma lo requiera informe de sus actividades.

Artículo 53:  Además  de  los  libros  establecidos  en el artículo 42 de la Ley, las OPDF deberán llevar los siguientes:

a)     Libro de Actas de la Junta Directiva.

b)     Libro Mayor.

Artículo 54: Las OPDF quedan sometidas además, a la supervisión que realice la Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia a través de la dependencia que para tales se conforme.

TÍTULO IV

CAPÍTULO I

SANCIONES

Artículo 55: La falta de cumplimiento por parte de la OPDF de los reglamentos o resoluciones emitidas por la Comisión Nacional de Bancos y Seguros serán sancionadas, en lo aplicable, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 68, 69 y 70 de la Ley de Instituciones del Sistema Financiero.

TÍTULO V

CAPÍTULO I

DISPOSICIONES FINALES Y TRANSITORIAS

Artículo 56:  Para  los  efectos  del  párrafo  primero  del  artículo 47 de la Ley, la tasa máxima prevaleciente en el Sistema Bancario Nacional será la tasa mayor que se aplique entre todos los bancos del sistema bancario según lo que publique mensualmente el Banco Central o la CNBS.

Artículo 57:  Para  los   efectos  del   párrafo  segundo   del   artículo   47  de  la  Ley, la comunicación a los prestatarios o depositantes del incremento o disminución de las tasas de interés activa o pasivas se hará por medio de avisos visibles colocados en todas las oficinas de la OPDF que efectúe el incremento o disminución.

Artículo 58:  Se  entenderá  que  una  OPD ha cumplido con el plazo a que se refiere el artículo 50 de la Ley, si presenta su solicitud de modificación de los estatutos a la Secretaría de Estado en los Despachos de Gobernación y Justicia previo al vencimiento de dicho plazo.

Artículo 59:  La OPD  que  no se readecuen conforme los términos regulados por la Ley y este Reglamento, en el plazo señalado por el artículo 50 de la ley, no podrán acogerse a los beneficios que la misma establece.

Artículo 60: El presente Reglamento entrará en vigencia a partir la fecha  de su publicación en el Diario Oficial  “LA GACETA”.